Denuncian presencia de bares disfrazados de sindicatos

El concejal del Centro Democrático, Julián Uscátegui, denunció que cerca de cien rumberaderos de la ciudad operan bajo la figura de ‘sedes sindicales’, utilizando de forma fraudulenta los beneficios y la protección que les otorga la ley para eludir a las autoridades y ocultar actividades ilícitas como la explotación sexual, venta y consumo de licor adulterado, así como la venta y consumo de estupefacientes, entre otros delitos.

Según Uscátegui, un sindicato es una asociación de trabajadores organizada para defender y promover los intereses económicos, sociales y profesionales de sus afiliados, y está regulada por el Ministerio de Trabajo. Sin embargo, lamentó que esta figura se esté utilizando para evadir la ley.

Según la Policía Metropolitana de Bogotá (MEBOG), en el 2023 se detectaron 108 bares clandestinos que operaban bajo la fachada de sindicatos, y actualmente, 96 de ellos siguen activos.

Las localidades con mayor presencia de estos bares disfrazados de sindicatos son Ciudad Bolívar con 18, Antonio Nariño y Chapinero con diez, Mártires con ocho y Teusaquillo con siete.

El concejal enfatizó que es inaceptable que los barrios residenciales tengan que soportar la operación ilegal de estos establecimientos, afectando la calidad de vida de los residentes con ruido, consumo de alcohol, drogas y prostitución.

Por ello, solicitó al Distrito trazar una hoja de ruta conjunta con el Gobierno Nacional para promover el cierre de estos lugares y asegurar el cumplimiento de la ley, protegiendo así la calidad de vida de los bogotanos.

Comparte!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestro boletín